Museos de Cabra

La ciudad de Cabra fue considerada una de las más bonitas de España. Sin duda es cuestión de criterios y habrá otros lugares con más encanto y belleza. Pero está claro que es una ciudad cuidada, premiada en este año por la conservación de sus jardines y tiene mucho que ofrecer al turista que la visita. Cuenta con un barrio de la Villa y del Cerro, de calles estrechas donde los vecinos recuerdan a tiempos pasados, donde en
todos los pueblos había gente amable, sin tanta prisa y comunicativa. En el barrio de la Villa se encuentra el Castillo de los Condes de Cabra y la iglesia de la Asunción con su bosque de columnas de mármol rojo de las canteras de Cabra. El castillo es hoy un colegio escolapio y aunque no es visitable, si es su museo de Arte Sacro que gestiona la Cofradía de los Estudiantes. Una muestra de enseres que cada Miércoles Santo,
recorre las calles de Cabra en procesión.

También cuenta con un museo dedicado a la Pasión de Cristo. En el sótano del antiguo Instituto Aguilar y Eslava, uno de los más antiguos de Andalucía, se encuentra un interesante museo que gira en torno a los últimos días de Jesucristo. Podremos ver réplicas a tamaño natural de la Sabana Santa o el Sudario de Oviedo. Instrumentos de la época como una corona de espinas, látigos usados por los romanos. Rostros de Jesús sacados a partir de la Sábana Santa por el maestro Miñarro y una reproducción de cómo sería su tumba. Además, en otras tres plantas tiene un museo de ciencias naturales con una variada colección de fósiles, animales naturalizados y una sala donde se exhiben enseres del centro cuando fue internado escolar.

El Museo Arqueológico Municipal es el más completo de la zona, con piezas de gran valor de todas las épocas, ya que este municipio fue habitado desde la prehistoria hasta hoy con la importante huella de romanos y musulmanes. La Villa Romana del Mitra aportó enseres y mosaicos de gran belleza, así como la estatua del Dios Mitra al que hay dedicada una sala. La visita se realiza a través de un recorrido marcado que
nos va llevando por las diferentes etapas de la historia, con vitrinas muy bien ordenadas y documentadas y la visualización de un pequeño vídeo en una sala que recrea una cueva.

También cuenta con un museo dedicado al Aceite. Aunque no es muy grande, han sabido con gusto mostrar la esencia e importancia del Aceite de Oliva en la cultura de esta tierra. Así podremos ver algunos diseños de primeros de siglo XX de latas de Aceite y diferentes molinos antiguos, algunos de los usados ya por los romanos, para sacar el oro verde a las aceitunas.

Para terminar, Cabra fue parte del Mar de Tetis, y por tanto, son muchos los restos fósiles los que se pueden encontrar en sus campos. Por este motivo, el Ayuntamiento decidió crear un museo que llamó Cabra Jurásica, donde se pueden ver impresionantes colecciones de fósiles, algunos de un tamaño gigante, con reproducciones de cuevas y una serie de paneles que ayudarán de manera sencilla a comprender como fue aquella época en la que los “ammonites” navegaban por la Subbética.

Deja un comentario

Reserva habitación

ARBEQUINA